Rehabilitación oral: Coronas vs. Carillas

Para hablar de lo qué es la rehabilitación oral, tenemos que dejar claro algo muy importante: normalmente se asocia a la rehabilitación oral con una rehabilitación de carácter estético, pero lo más importante es entender que la rehabilitación del sistema masticatorio y general de la mordida de los maxilares, tiene que ser tratado de forma conjunta desde un punto de vista funcional y estético.

“Es decir, la rehabilitación se debe hacer con el objetivo de que existan la totalidad de las piezas dentarias que se necesitan para poder lograr una funcionalidad correcta. Y en caso de que falten algunas piezas, se deben reemplazar por implantes u otro tipo de prótesis”, explica el doctor Alberto Rosenberg.

PIXABAY

En definitiva, la rehabilitación oral se preocupa de devolverle la estética dental al paciente pero siempre debe ir de la mano con su funcionalidad, la que debe ser perfecta. Si la mordida no está correcta va a generar problemas tanto en los dientes como en los músculos temporomandibulares.

Hay muchas posibilidades de tratamientos en rehabilitación oral, y el especialista evaluará las más idóneas para cada paciente, tomando en cuenta su requerimiento funcional, al margen de la parte estética.

Si el paciente quiere mejorar su estética dental y sus dientes están en buenas condiciones, y no presenta problemas de mordida, entonces el tratamiento recomendado son las carillas.

Las carillas modifican el frente estético del diente y no requieren un completo desgaste del esmalte natural de la pieza dentaria para colocarlas.

En caso de que el paciente quiera mejorar su estética pero también su funcionalidad, pues presenta problemas de mordida, el tratamiento a seguir en rehabilitación oral son las coronas o fundas. ¿Qué es una corona dental? Es una cubierta de porcelana de alta resistencia que va puesta sobre el diente, el que ha sido previamente preparado para recibir esta corona.

Existen coronas que se ponen sobre los dientes naturales del paciente, y están las coronas que se ponen sobre los implantes, un pequeño tornillo de titanio que viene a reemplazar el o los dientes perdidos, o que por alguna razón se hayan tenido que extraer.

Tanto para la colocación de carillas como para las coronas, habrá un proceso previo llamado “diseño de sonrisa”. En ese proceso, el odontólogo tratante en conjunto con el paciente decidirán la forma y color de los dientes, siempre entre los márgenes de naturalidad recomendados.

PIXABAY

Cabe destacar que cada persona tiene un caso diferente. Por ende, el tratamiento a seguir dependerá únicamente de sus requerimientos. Si quieres mejorar la estética y/o funcionalidad de tus dientes, ven por una evaluación gratis en nuestra clínica dental.

Leave a reply